vender más

Técnicas para vender más en tu restaurante

En este post os quiero hablar sobre las promociones en la restauración organizada; tras escribir en anteriores post sobre qué debemos hacer con la carta de producto, cómo organizar los precios en restauración y el lugar donde vender nuestra oferta de restauración.

Objetivos principales de una promoción en restauración

En mi opinión particular las promociones deben tener tres objetivos claros:

  • Incrementar el número de clientes.
  • Elevar el Ticket Medio.
  • Promocionar el Producto.

Podéis cometer el error de pensar que la manera de tener éxito es  atacar los tres objetivos a la vez. Hacerlo podría significar un gran error porque transformaría su local en un “outlet con tintes cutres” y sería muy negativo para la experiencia del cliente.

Mi recomendación es que mensual o trimestralmente centréis una promoción en alguno de estos objetivos. Así, a lo largo del año, se harán promociones que aumenten los beneficios del negocio.

Promociones dirigidas a ganar clientes

Si en el transcurso de nuestro negocio detectamos que el problema que tenemos para no llegar a los objetivos que nos hemos marcado es que necesitamos un mayor número de clientes, deberemos hacer campañas muy visuales y muy agresivas desde el punto de vista del coste.

Debemos llegar a todo nuestro radio de influencia de una manera muy clara y concisa.

Ese cliente que nos va a visitar por primera vez debe quedar impresionado de tal manera que se enamore de nuestro concepto y pierda el miedo de venir al local.

En este caso deberíamos contratar alguna agencia externa que nos haga una buena comunicación e incrementar nuestro coste de producto (es el coeficiente entre el coste de la materia prima y el valor neto de venta del producto) hasta el límite de la rentabilidad.

El objetivo de este tipo de promoción no es ganar dinero, sino ganar clientes.

Promociones dirigidas a incrementar el ticket medio

Si detectamos que tenemos los clientes necesarios para aspirar al éxito, pero nos quedamos en BEP (Punto de equilibrio), debemos atacar en el frente del ticket medio.

El objetivo es incrementar el ticket medio, es decir, el dinero que metemos de media en el cajón tras la visita de un cliente (con o sin Impuestos, lo importante es incrementarlo). Para calcularlo debes dividir tu facturación entre el número total de tickets.

Lo ideal, o por lo que trabajamos en estas promociones, es para incrementarlo en un 25%. Es decir que, si en la actualidad cada ticket que entra en nuestra caja es de 10€, debemos hacer que llegue a 12,5€. O, lo que es lo mismo, nuestras ventas se deberían incrementar en un 25%.

Para conseguirlo deberemos desarrollar o destacar algún producto por ese valor y que sea un producto complementario a la experiencia del cliente en el local.

Para que tenga un mayor impacto deberíamos hacer:

  1. Desarrollar un producto al máximo de coste de producto que nos podamos permitir en la actualidad.
  2. Comunicarlo con stoppers (elementos publicitarios que sobresalgan).
  3. Instruir a nuestros vendedores en la importancia que tiene vender este producto.

El objetivo de este tipo de promoción no es ganar dinero, sino que los clientes que visitan nuestro negocio se dejen más dinero.

Promociones centradas en los productos

Podemos detectar que nuestra lejanía del BEP es debida a que en nuestro product mix (conjunto de productos que vendemos) pesan más los productos con un coste de producto más alto o a que nuestras mermas son muy altas.

En este caso podemos optimizar el coste de producto vía promoción cuando ocurra alguna de las siguientes circunstancias:

  1. Si tenemos unas mermas muy altas, debido a que un producto no tiene rotación, deberemos hacer una promoción muy agresiva con los siguientes objetivos: liberar espacio de almacenamiento y aumentar nuestra tesorería (Dinero en metálico). El coste de producto será el más alto que nos podamos permitir, ya que si no lo vendemos lo tendremos que tirar.
  2. Acuerdo estratégico con proveedores: En ocasiones debido a los acuerdos con los proveedores deberemos realizar acciones muy agresivas tanto de comunicación como de coste de producto para llegar a los KPI´s (objetivos) que nos hemos fijado con el proveedor.
  3. Productos de muestra: Los proveedores nos facilitan muestras que no son para ganar dinero, ya que el proveedor nos las ha regalado para hacer un testeo y ganar clientes.

El objetivo de este tipo de promoción no es ganar dinero, sino rotar nuestro producto con segundos objetivos.

promocionar productos en el restaurante

Promoción a través de la experiencia de cliente

Por último, cabe la posibilidad de que la política de promociones sea sin promociones, es decir, que no queréis gastar nada en promociones y vuestra única promoción sea la experiencia del cliente. Esta es la que mayor beneficio puede aportar al negocio, pero también es la que más riesgo conlleva.

Como os he comentado al principio del post, en el próximo post hablaremos sobre las franquicias en otros sectores, concretamente sobre el sector textil.

¡Que el éxito les acompañe!

experiencia del cliente en restauración

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.